SALVAR TU MÓVIL CON ARROZ.

El verano ya está aquí, con sus piscinas, sus playas y, por tanto, sus móviles empapados en agua y que ya no pueden volver a ser usados. Hasta ahora, porque parece que los accidentes acuáticos de nuestros teléfonos pueden tener solución gracias a… ¡El arroz!

Se ha realizado un experimento para ver si el arroz puede revivir a una BlackBerry, a un iPhone y a un teléfono Android.

A continuación, vamos a contar la cronología de la prueba, no para que sea repetido en casa, sino para que se pueda apreciar cómo se hizo y cómo se pudo recuperar el gadget. Repetimos, no hagáis esto en casa. Solo si habéis tenido un accidente acuático y vuestro móvil no funciona podéis probar este experimento para intentar “revivirlo”:

Paso 1

Sumergir el teléfono en agua durante 60 segundos. El terminal debe estar apagado. Si está encendido, mala suerte, no podrás recuperarlo.

Paso 2

Desmonta todas las piezas que puedas del teléfono: batería, tapa, tarjeta SIM… Los usuarios de iPhone se pueden saltar este paso, ya que al teléfono de Apple no se le puede extraer la batería con facilidad.

Paso 3
Si nos hemos metido al mar con el teléfono en el bolsillo, es recomendable sumergirlo durante unos segundos en agua potable, para quitarle la sal, que actua como corrosivo de los circuitos de nuestro aparato.

Paso 4
Si tenemos una máquina de aire a presión (como las que se utilizan para limpiar ordenadores y teclados) debemos utilizarla a fondo con nuestro móvil mojado. Si no disponemos de este tipo de aparatos, podremos utilizar un secador o cualquier cosa que “dispare” aire. Eso sí, nunca hay que aplicar calor a nuestro gadget, ya que se puede estropear. Así que el secador debe estar en modo frío.

Paso 5
Aquí llega la magia. El penúltimo paso consiste en sumergir todos los componentes de nuestro maltrecho móvil en arroz crudo, dentro de un tupper. La idea es que el arroz pueda absorber toda la humedad que quede en el móvil o en la batería. Por lo menos, hay que esperar durante 24 horas, antes de volver a sacar el cacharro de su sepultura de arroz. El silicato también puede realizar esta función secadora, pero normalmente no suele abundar en las casas. Se puede utilizar cualquier tipo de arroz, siempre que este crudo.

Paso 6
La hora de la verdad: después de esperar al menos 24 horas, volvemos a juntar todos los componentes del teléfono y lo encendemos. En la prueba, se pudo recuperar la BlackBerry, pero el iPhone y el Android se fueron directos a la basura. Así que la mejor cura sigue siendo la prevención: si vamos a la piscina o la playa, mejor dejar el móvil en casa.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s